Escapada a Aranjuez

Por NH Hotels | 13:50

Pensar en Madrid es pensar en la Gran Vía llena de vida, en los paseos en barca del Retiro y los domingos en El Rastro. Pero, lo cierto es que Madrid es mucho más que solo las atracciones de la capital. Desde paisajes montañosos a pueblos castizos llenos de encanto, la Comunidad ofrece cientos de alternativas a los puntos turísticos y congestionados del centro para disfrutar fines de semana de turismo. ¿Uno de nuestros destinos favoritos? Aranjuez.

Célebre por su singular palacio y por sus fresas y espárragos, el municipio es uno de los Reales Sitios de la monarquía española desde 1560, y posee el título de Villa desde 1899. Su belleza y riqueza cultural son innegables, tanto así que en 2001 fue declarada Paisaje Cultural Patrimonio de la Humanidad por Unesco.

Si ya estás revisando el calendario para tu próxima visita, es tu día de suerte: solo tienes que elegir la fecha, lo que puedes hacer en el municipio te lo contamos hoy.

Antes de hablar sobre monumentos y puntos de interés, empecemos con el transporte. Existen muchas maneras de llegar a Aranjuez, tanto por carretera como en transporte público. En este último, cuentas con distintos trenes que parten de las principales estaciones de Madrid, pero hay uno en particular que promete una experiencia única: el Tren de la Fresa. Se trata de un trayecto icónico desde el Museo del Ferrocarril en Madrid hasta la Estación de Aranjuez, y que recuerda a los viajes del siglo XIX con vagones de madera y azafatas vestidas con traje de época para un verdadero viaje en el tiempo. El tren incluye un recorrido guiado por el municipio con regreso a la capital en la tarde, pero si lo que buscas es una escapada de fin de semana completo, ¡puedes contar con nosotros!

Una vez en Aranjuez, es momento de empezar a disfrutar de su tranquilidad y encanto. Deja las maletas en NH Collection Palacio de Aranjuez y al salir, en solo unos pasos encontrarás la principal atracción de este viaje y lugar que pone nombre a nuestro hotel: el Palacio Real de Aranjuez. Construido por Felipe II sobre el emplazamiento del antiguo palacio de los maestres de Santiago, debe su arquitectura a Juan Bautista de Toledo –que lo inició en 1564– y a Juan de Herrera, quien sólo llegó a terminar la mitad. En 1715 se retomó el proyecto y no fue hasta 1752 que fue terminado. Mantuvo esta forma por 20 años, hasta que se tomó la decisión de incorporar los Jardines del Rey, de la Isla, del Parterre y del Príncipe, y la Casa del Labrador.

A la hora de organizar tu viaje, no te olvides de consultar los horarios del palacio y los diferentes espacios, ya que estos cambian entre temporadas. Una vez dentro del palacio podrás disfrutar de diferentes estancias llenas de encanto y rasgos originales conservados en el tiempo. Un de las mejores conservadas es el Salón de los Espejos decorado por Juan de Villanueva en 1790.

Por otro lado, en los jardines no solo encontrarás maravillosas creaciones florales, sino también un gran número de esculturas y fuentes originales. Particularmente, te recomendamos el Jardín del Príncipe, el último en ser añadido al complejo y el más grande de los cuatro jardines (incluso más que El Retiro en Madrid). Este se encuentra a las orillas del río Tajo y cuenta con rincones idílicos para disfrutar y conocer más sobre la historia de este emblemático lugar. Algunos son el Estanque de los Chinescos, el Museo de Falúas Reales y, por supuesto, La Casa del Labrador. Entre las estancias de este último resalta el Cabinete de Platino, recubierto de madera con incrustaciones en oro y platino.

En cualquiera de los espacios podrás contar con visitas guiadas que te permitirán conocer la historia y tradición detrás de cada detalle,  así como asegurar tu entrada con anticipación para aprovechar al máximo de tu fin de semana.

Más allá del palacio y sus jardines, Aranjuez te espera con calles ordenadas a tiro de piedra que te llevarán entre pequeñas joyas del Barroco y el Neoclásico. En su casco histórico encontrarás la Iglesia de San Antonio, antiguamente usada por los reyes, así como el Teatro Real, el Mercado de Abastos y la Casa del Gobernador, donde se albergan las oficinas administrativas del Sitio Real.

Si además de empaparte de cultura quieres darle un toque de acción a tu viaje, aprovecha las distintas ofertas de turismo activo que se llevan a cabo en los reconocidos espacios naturales. Podrás optar por senderismo o piragüismo en aguas del Tajo, e incluso paseos en globo.

Como siempre, sin importar lo que depare tu día en Aranjuez, podrás contar con nuestros deliciosos desayuno buffet para empezar lleno de fuerzas y preparado para todo. Disfruta de una amplia selección de productos frescos preparados cada mañana, zumos naturales, bollería, quesos, frutas y platos calientes realizados a tu gusto. En las tardes y noches, aprovecha la oferta gastronómica de nuestro lobby-bar para descansar y recargar energías, o nuestro servicio de habitaciones cuando simplemente prefieres quedarte en cama.

¡Te esperamos en NH Collection Palacio de Aranjuez!

 

Publicar un comentario

Su correo electrónico nunca es publicado ni compartido. Los campos obligatorios están marcados *

*
*