Fungiturismo: la ruta del champiñón y las setas está en La Rioja

Por NH Hotels | 11:04

Para disfrutarla solo, con amigos, en pareja o en familia. La Rioja es el lugar perfecto para unas vacaciones. Si buscas practicar enoturismo, su vino no necesita presentación. Pero, además de sus grandes caldos y bodegas, esta comunidad nos brinda infinitas posibilidades: turismo rural, turismo cultural, ecoturismo… Todo ello junto a una incomparable propuesta gastronómica que, quizás no lo sabías, incluye las mejores setas y champiñones de nuestro país. Descubre en Pradejón el Centro de Interpretación del Champiñón y, este verano, lánzate a practicar el “fungiturismo” en una ruta única en España.

La cocina riojana, fiel a los sabores de la tierra, se basa sobre todo en la alta calidad de sus productos. Alimentos tradicionales y recetas heredadas de generación en generación dan forma a una de las mejores propuestas culinarias de nuestra geografía. Los afamados y deliciosos vinos D.O. de La Rioja maridan perfectamente con las carnes de la Sierra. Pero seña de identidad es su huerta regional. Una propuesta verde en la que, desde hace años, han irrumpido con gran protagonismo las setas y los champiñones: champiñones y setas de ostra, como shiitake o eryngii, son algunas de las especies más deliciosas que se cultivan en estas tierras.

Y es en Pradejón, un pequeño pueblo del suroeste de esta comunidad, donde se produce la mayor producción nacional de champiñón.  Es por ello por lo que esta localidad alberga la Oficina de Fungiturismo y el Centro de Interpretación del Champiñón, un moderno y didáctico museo en el que, además de aprender todo lo relacionado con el cultivo de hongos en la comarca, se puede disfrutar de la única ruta de fungiturismo que existe actualmente en España.

El epicentro del Fungiturismo

El Centro de Interpretación del Champiñón ofrece una de las visiones más completas sobre el cultivo de hongos en esta zona. Se trata de un auténtico museo en el que, a través de paneles, vídeos y una gran diversidad de actividades interactivas, se puede conocer todo lo que rodea al mundo de los hongos y los champiñones: sus partes, cómo se alimentan, cómo se reproducen, sus fases de compostaje, cómo conservarlos o incluso las mejores recetas para cocinarlos…

Además, contempla la posibilidad de disfrutar de una jornada de fungiturismo única en nuestro país. Una actividad guiada que, con unas dos horas de duración, ofrece la oportunidad de experimentar en primera persona todo el proceso de cultivo del champiñón y las setas de La Rioja. La visita comienza en el propio Centro de Interpretación, donde primero se abordan cuestiones como seleccionar el micelio y elaborar el compost para, posteriormente y con la teoría bien aprendida, visitar varios cultivos tradicionales y aprender en profundidad el arte de este técnica.

Cultivando champiñones

Dentro de esta experiencia “fungi” se incluye la posibilidad de convertirte por un día en un champiñonero profesional y participar en el cultivo y selección de este producto típico de La Rioja. ¿Cómo? A través de la visita a una champiñonera familiar en la que podrás aprender cada una de las fases de su cultivo, así como conocer los diferentes tipos de instalaciones: desde las más tradicionales (que todavía mantienen parte de su producción en cultivos de caño, estructuras alzadas en los años 60 imitando las cuevas naturales) a los modernos sistemas de cultivo “holandés”.

Además, podrás recolectar los mejores ejemplares para, con los trucos y consejos recibidos durante la jornada, preparar deliciosas recetas en casa.

Las setas de ostra

Además del champiñón, en Pradejón se cultivan dos variedades asiáticas que también podrás descubrir en tu visita: la shiitake y la eryngii. Podrás meterte en la propia piel de un setero entre cultivos tradicionales y aprender cómo es su cultivo, las razones de su elevado precio y los motivos que convierten a La Rioja en pionera, a nivel europeo, en el cultivo de estas variedades exóticas.

Finalmente, la ruta contempla la posibilidad de catar en crudo la seta shiitake y disfrutar de los toques picantes de su intenso sabor.

Pero hay mucho más. Descubre en Fungiturismo todas las claves para adentrarte en los secretos del “Reino Fungi” o descárgate aquí el programa completo.

Un producto al alza

En La Rioja se producen más de 70.000 toneladas de champiñón al año, además de las setas de ostra (como la shiitake o la eryngii, conocida como la seta de cardo). Es por ello por lo que durante tu visita a esta comunidad también podrás degustar la oferta que muchos restaurantes de la zona proponen en torno a este manjar. Establecimientos como Chandro, Chef Nino, La taberna de la cuarta esquina, Sopitas, Virrey o Las brasas de Baco preparan las setas y los champiñones con un gusto extraordinario. ¿A que no se te ocurre un plan mejor para terminar tu jornada setera?

Un último apunte: su consumo es extraordinariamente beficioso para la salud gracias a sus propiedades antioxidantes, hipocalóricas y cardioprotectoras.

¿Todavía te lo estás pensando? Porque una ruta gastronómica siempre queda en la memoria, este verano practica el fungiturismo en La Rioja.

 

Publicar un comentario

Su correo electrónico nunca es publicado ni compartido. Los campos obligatorios están marcados *

*
*