Descubre el plato típico de cada región española

Por Diego Feijoo | 16:12

La gastronomía española es tan rica y variada que puedes viajar por todo el país sin levantarte de la mesa. Hoy, desde NH Hotel Group, te descubrimos los platos típicos de cada región. Para chuparse los dedos.

Galicia. Empezamos por el norte de la península. Galicia es una comunidad con tradición de buen comer. Entre sus platos típicos podemos encontrar como no podía ser de otra manera el marisco y el pulpo, no en vano, estamos en tierra de pescadores. También es muy conocida la tarta de Santiago y su gran cantidad de vinos.

Asturias. La fabada es el plato estrella. Es el cocido tradicional de la cocina asturiana elaborado con alubias blancas (fabes), embutidos como el chorizo y la morcilla, y con cerdo. Su difusión es tan grande que se considera, según ciertos autores, una de las diez recetas típicas de la cocina española.

Cantabria. El cocido montañés es el plato típico de Cantabria que, a diferencia de otros tipos de cocidos típicos españoles como el Madrileño, el Maragato o los también cántabros cocidos Lebaniego o Campurriano, no lleva garbanzos como elemento principal del plato y sí la alubia blanca. Es un guiso de interior, cuyos componentes esenciales son la alubia blanca y la berza, a las que se añade el compaño o compango (chorizo, costilla, morcilla y tocino) procedente de la matanza del cerdo.

Euskadi. Dependiendo la provincia tienen su plato estrella. En Bizkaia estaría el bacalao a la vizcaína, en Gipuzkoa son famosos los pintxos y en Araba cualquier plato con patatas o un revuelto de setas harán las delicias de los comensales.

Navarra. La menestra de verdura. La auténtica menestra de Tudela, únicamente lleva cuatro verduras, las llamadas por los gourmets 4 grandes verduras. (alcachofas, espárragos blancos, guisantes y habas). Como complemento se admiten ajos frescos.

La Rioja. Es un plato típico y originario de La Rioja. Se prepara principalmente con patatas, chorizo de guisar, pimientos choriceros, pimentón y laurel. No te vayas de La Rioja sin catar alguno de sus vinos.

Aragón. El Ternasco, elaborado de muy diversas formas, es sin duda el rey de la gastronomía aragonesa. Al horno y con patatas es la opción más tradicional, popular y exitosa.

Catalunya.  El pam amb tomaquet. Es el plato catalán más sencillo pero más popular. Se trata de hacer rebanadas de pan (a poder ser moreno) con aceite, sal y tomate frotado. El tomate utilizado para hacer este plato es diferente al tomate de ensalada. Es más pequeño, redondito y muy rojo, y se suele cultivar en todo el Levante. También es muy popular la crema catalana.

Comunidad Valenciana. Con el arroz como plato estrella cada provincia tiene su variación. La más conocida, sin lugar a dudas, es la paella valenciana. Recibe el nombre del recipiente y tiene como base el arroz, complementado con los productos de la zona, que pueden ser carne de animales de corral y legumbres frescas.

Castilla- La Mancha. El Gazpacho Manchego es un plato de caza que solían preparar los pastores con lo que tenían: alguna pieza de caza (conejo o liebre) y unas tortas de gazpacho que son unas planchas de pan muy fino y duro y que queda como pasta.

Madrid. El cocido madrileño es un plato emblemático de la cocina madrileña que contiene garbanzos, carne (generalmente de vacuno), hortalizas y embutidos. Suele servirse en tres vuelcos o platos: primero una sopa hecha con el caldo, luego las legumbres y las hortalizas, y por último las carnes y los embutidos. Puedes degustarlo, en su versión más castiza o en una moderna reinvención en forma de tapa. Y para terminar, una buena ración de churros con chocolate.

Castilla- Léon. Al tener tantas provincias, es difícil establecer un plato característico. La morcilla de Burgos, el chuletón de Ávila, el arroz a la zamorana o el cochinillo segoviano son algunos de ellos. Ideal para probar distintos paladares.

Extremadura. El Cocido extremeño es uno de los platos típicos de cocido en el que el ingrediente principal es el garbanzo acompañado de diversas carnes. Se distingue de la combinación de carne de gallina o pollo, el chorizo, la morcilla, y el tocino de cerdo ibérico.

Murcia. El arroz caldero. Es un plato típicamente marinero y arraigado en la cocina de la comarca del Mar Menor que es cocinado a base de arroz, ñoras y distintos tipos de pescados capturados en las salinas aguas mamenorenses. Su nombre procede del recipiente donde se cocina.

Andalucía. Es otra de las comunidades donde puedes encontrar más diversidad de platos. Lo que nunca faltará será el gazpacho y el salmorejo, el pescaíto frito, las habas con jamón, la pipirrana jaenera o el choto al ajillo.

Islas Baleares. La sobrasada es tradicional de las Islas Baleares. En la cocina mallorquina tradicional, la sobrasada se consume de diversas maneras: tostada en invierno, o untada en pan y cruda en verano. La ensaimada de Mallorca también es típica.

Canarias. Papas arrugadas con mojo. Es un plato característico de las Islas Canarias. Se usa principalmente un tipo de papa en concreto, la papa bonita, aunque pueden utilizarse otros tipos. Se suelen acompañar con la salsa denominada mojo y se pueden comer sin pelar.

Ceuta y Melilla. La sopa de fideos gordos con pescado y la cazuela de rape a la rusadir son los platos estrella.

Vayas donde vayas, siempre tendrás un NH esperándote. Así que coge los cubiertos…¡y a disfrutar!

 
  • publicado por Fermin Gomez | 12 diciembre 2018, 22:19,

    Toda España tiene una gastronomía maravillosa. En mi opinión Cantabria y Canarias son las mejores . Un saludo

     

Publicar un comentario

Su correo electrónico nunca es publicado ni compartido. Los campos obligatorios están marcados *

*
*