España y Japón, cada vez más cerca

Por NH Hotels | 11:02

Las relaciones internacionales entre España y Japón se fortalecen cada vez más. El país nipón abrió en mayo su sexta Oficina Nacional de Turismo en Europa (JNTO) en pleno centro histórico madrileño, marcando un nuevo capítulo en la historia diplomática entre ambos países. 

Aunque nos separen más de 10.000 kilómetros, la era de la globalización va derribando barreras y poco a poco son más los canales de comunicación que se tejen entre Madrid y Tokio. A pesar de la distancia, las relaciones entre ambos países se remontan a varios siglos atrás, cuando en 1612 la Embajada Keicho fue enviada a España a presentarse ante la corte del rey Felipe III. Esta embajada desembarcó en la localidad sevillana de Coria del Río, que hoy le rinde homenaje con un monumento en su nombre. Como dato curioso, de este acontecimiento histórico surge el origen del apellido “Japón”, que puede encontrarse en esta zona de la provincia de Sevilla.

Recientemente, diversas visitas por parte del Gobierno como de la Casa Real se han ido sucediendo regularmente, marcando en 2013 un hito tras la firma de la Declaración Conjunta para una Asociación para la Paz, el Crecimiento y la Innovación.

Japón parece encontrar suficientes razones para enamorarse de España. No sólo el país nipón ha puesto su punto de mira en Occidente, sino que su industria, tradicionalmente especializada en manufacturación y tecnología ha hallado en el turismo un gancho que explotar. 91.800 españoles viajaron a Japón en 2016, y las estadísticas apuntan que el flujo es regular y creciente. 700.000 japoneses visitaron el mismo año nuestro país. El flamenco, nuestro patrimonio histórico y artístico, nuestro clima y nuestra cultura son los mayores atractivos que los japoneses encuentran a la hora de decidirse a viajar a nuestro país. Además, Japón se prepara para ser la sede en 2019 del Mundial de Rugby y de los Juegos Olímpicos en verano del 2020.

La Oficina Nacional de Turismo de Japón sirve como punto de encuentro entre nuestros países y su meta es estrechar lazos de unión. Garantizar información y comunicación transparente que permitan a nuestras sociedades entablar relaciones comerciales y sociales. Los acuerdos son cada vez más numerosos y las oportunidades más accesibles. Desde las working holidays que posibilitan la estancia de larga duración en Japón desempeñando un trabajo, hasta el establecimiento de una ruta comercial o inversión bilateral, las opciones son cada vez más. La meta es seguir promoviendo el turismo entre ambos países.

Ya hemos dicho cuáles son las razones que enamoran a los japoneses de España, pero ¿qué hay de los españoles? El País del Sol Naciente representa un destino cada vez más atractivo para nosotros, con una cultura que nos resulta de lo más fascinante.

Y es que la cultura japonesa es muy compleja, diplomática y llena de protocolos jerarquizados. Todas estas reglas están recogidas en el giri, que se traduce al español como “deber” u “obligación social”. Los japoneses respetan mucho el sentido del honor y no se lo toman a ligera. “Cada cosa a su tiempo” reza otro dicho español y que viene que ni pintado en este tema. Pero no todo es obligación para los nipones.

En su cultura hay cabida para elementos que han ido conquistando el corazón de los españoles poco a poco. El anime (diseños animados) o manga (texto), acumula adeptos a un ritmo sin precedentes. De esta cultura deriva el fenómeno cosplay, que se trata de disfrazarse de un personaje de estas historias. Este movimiento ha ido evolucionando hasta celebrarse Salones del Manga en nuestro país con toda una legión de fans. El mundo del videojuego también le debe mucho a Japón. Compañías con sede en Japón como Square Enix, Sega o Capcom nos han regalado títulos tan míticos como las saga de fantasia Final Fantasy, las de terror y suspense, Resident Evil y Silent Hill o la famosa saga de lucha Tekken.

El arte del bonsái también cala en nuestro país. Como dato curioso en Japón se cultivan tres artes por encima de los demás. Son los llamados ikebana (arreglo de flores), Kōdō (incienso) y chadō (ritual del té). Los tres representan un arte cultural muy arraigado en su sociedad y existen escuelas a las que los japoneses asisten para aprender este arte y todos sus entresijos.

A nosotros en España si hay algo que nos conquista es la comida. La gastronomía japonesa es quizá la perla de nuestro interés por Japón. El mercado gastronómico japonés y su influencia en nuestra cocina es fácil de apreciar y nuestro paladar se va adaptando a los sabores asiáticos a pasos agigantados.

Con respecto al séptimo arte, cineastas como Akira Kurosawa, Hayao Miyazaki o el contemporáneo Yimou Zhang han influenciado con su particular visión y concepto audiovisual. Si todo esto no termina de convencerte, pocas cosas lo harán. Si buscas una experiencia que sin duda marcará un antes y un después en tu vida, visita la Oficina Nacional de Turismo de Japón y viaja al país del Sol Naciente. Quizá no vuelves.  

 

Publicar un comentario

Su correo electrónico nunca es publicado ni compartido. Los campos obligatorios están marcados *

*
*